domingo, febrero 26, 2006

HUMO


Las calamidades casi nunca vienen solas
igual que los pecados que después de hechos
hacen parir mentiras
como esta noche negra ,
como esta ausencia
larga, sospechosa, contundente
como la sentencia del tiempo,
como el hacha del verdugo,
como un portazo...

La eternidad no es mas que un suspenso
un amague largo de un puntero fantasma,
una perdida de tiempo ,
igual que el amor
que nace de la muerte de un recuerdo
mientras la agonía se va tornando
apenas humo...
Un garabato ilustre que flamea
retóricas y metáforas
para maquillar todo lo definitivo
que encierra el vacío de no estar ...
estando

Las certezas casi nunca vienen solas
igual que las misas o los entierros
de ellas nacen todas las seguridades
que engendran matanzas
hijos muertos y excusas
que mienten un poco
para seguir siendo necesarias
como el perdón
como el olvido
como la tinta ...
como un accidente

De este salto mortal
solo queda el aire
ese no sé que, de ser distinto
ese drible ,
esa cometa ,
Ese túnel que abraza al conductor suicida
que elige ser anónimo y confundirse
con lo negro de la noche,
con ese amague,
con esta perdida de tiempo ...
con este humo

No hay comentarios.: