martes, agosto 24, 2004

BORRACHO (XIV)


Balbuceaba pocas palabras,
en un idioma desconocido
Sé movia, o más bien, se deslizaba,
amagando como un puntero a su marcador fantasma
se reía, sacudía la cabeza,
y esos sonidos incomprensibles, brotaban únicos,
o por lo menos extraños.
Hizo un gesto hacia los que mirábamos,
tomó la botella con las dos manos,la empino,
y nos mostró una risa violeta y enorme...
el ruido del vidrio lo sentimos todos,
una explosión de tinto tiño la vereda.
Algunos pocos, más tarde, dicen haberlo escuchado
putear con asombrosa claridad

No hay comentarios.: